Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿A dónde quieres ir?
¿Te gusta Tánger?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué hacer en Tánger

327 colaboradores

113 sitios turísticos de Tánger

Mezquitas en Tánger
Mezquita de la Kasbah
(1)
La mezquita del Barrio de la Kasbah es sin duda una de las más bonitas de toda la Medina de Tánger. Pero esta mezquita no destaca únicamente porque es la más antigua de la ciudad sino también por tener un minarete octogonal único y precioso. Esta se encuentra cerca del Museo de la Kasbah y además cuenta con una típica entrada con un bonito artesonado de colores marrones. Aunque es una lástima como en todo Marruecos que la entrada esté prohibida a los no musulmanes.
De interés turístico en Tánger
Bab Merican
(1)
La puerta del sur de la medina de Tánger se la conoce como Bab Merican y es además precisamente donde empieza la conocida como Rue d’Amerique. Esta puerta destaca no por tener un único arco sino por presentar una gran cantidad de escaleras que nos conducen a la medina. No es habitual encontrar puertas con escaleras de este tipo en las medina marroquíes además de tener en uno de sus lados una rampa que no parece facilitar demasiado el acceso a las personas con mobilidad reducida.
Información Turística en Tánger
Parada de taxis Cabo Espartel
La zona de Cabo Espartel y la Cueva de Hércules es una de las más turísticas de Tánger. Para llegar hasta este lugar que se encuentra a 10 kilómetros del centro de Tánger es necesario coger un grand taxi puesto que es imposible llegar mediante otro medio de transporte. La parada de Grand taxis hasta Cabo Espartel se encuentra detrás de la famosa plaza del Grand Souk y por unos 200-250 dh (Según la época del año) es posible realizar una excursión privada de una mañana para conocer estos dos lugares.
Plazas en Tánger
Place du Tabor
Existe dos plazas grande en el Barrio de la Kasbah, una de ellas peatonal y otra no como es la Place du Tabor. A esta plaza se accede a través de Bab el Kasbah y su estructura e edificios nos recuerdan sin duda a algo militar y defensivo. Desde esta plaza es posible acceder al interior de las callejuelas peatonales de la Kasbah y disfrutar del que es uno de los barrios más bonitos de Tánger.
Calles en Tánger
Rue as Siaghin
Justo al pasar la puerta principal de la medina de Tánger nos encontramos en la conocida como Rue as Siaghin. Esta es la calle más ancha, larga y comercial de toda la medina de la ciudad. En este lugar se concentra la vida de la medina, las tiendas de todo tipo y además encontramos algunos edificios y monumentos a destacar como la antigua Iglesia Española, el Dar Siaba y el Fonduk Siaghine.
Miradores en Tánger
Mirador de la Kasbah
Existen algunos miradores en la medina de Tánger y uno de ellos se encuentra en el mismo Barrio de la Kasbah. Este mirador es sin duda uno de los lugares favoritos de los locales para evadir sus problemas y sentir la brisa del mar. En la actualidad parte de las vistas se ven afectadas por la construcción del nuevo puerto de Tánger. Aunque sigue siendo un lugar increíble desde donde se puede ver hasta parte de las costas de España los días más despejados.
Información Turística en Tánger
Parada Grand Taxis
En la ciudad nueva de Tánger existe una Parada de Grand Taxis bastante grande para poder salir de la ciudad a los lugares y municipios más cercanos. La parada ofrece taxis de color azul claro o blanco para poder compartir con otras personas el viaje hacia algún destino. El procedimiento habitual para subirse a un grand taxi es preguntar por el responsable en esta parada que será la persona que nos conducirá hasta el próximo conductor que se dirija al destino que estamos solicitando. Nosotros siempre recomendamos en la medida de lo posible compartir el taxi con otras personas sean locales o turista puesto que el precio de estos está pensado para pagarlo entre 7 personas que son las plazas de un grand taxi.
Estaciones de Autobús en Tánger
Estación autobuses
Existen varias opciones para llegar e irse de la ciudad de Tánger tanto por tierra como por aire como por mar. Si lo que queremos es desplazarnos a otra ciudad marroquí podemos coger un grand taxi, subirnos a un tren o lo que es la mejor opción calidad precio que es subirse a un autobús de CTM. La estación de autobuses de Tánger se encuentra justo en frente de la estación de tren conocida como Tánger Morora. La oferta de salida y llegada de autobuses a las principales ciudades del país así como a los pueblos más cercanos es realmente completa y el precio habitualmente no superará los 4-5 euros por un billete.
Sinagogas en Tánger
Sinagoga.
(3)
Es la sinagoga más hermosa de Marruecos y una de las más majestuosas de todo el mundo. De su techo cuelgan más de cuarenta lámparas de plata. Su estilo es de arte mudéjar que combina el arte gótico con el islámico. En sus paredes hay colgados numerosos cuadros que contienen escritos en hebreo.
Miradores en Tánger
Mirador Boulevard Mohamed V
(1)
Este mirador se encuentra en una explanada en la calle principal de Tanger, el Boulevard Mohamed V, es también conocido por los tangerinos con el nombre de la "muralla de los perezosos" ya que siempre hay personas desocupadas que toman el sol, o simplemente contemplan el puerto mientras salen o entran los barcos. El mirador cuenta con cañones en deshuso (como se puede suponer), que apuntan hacia el puerto y que sirve de apoyo la mayoría de las veces para los "cansados mirones"
Cementerios en Tánger
Cementerio Anglicano de Tánger
(3)
Lo que suele ocurrir cuando uno se mete a investigar en un jardín como el que ahora nos ocupa, es que encuentre sorpresas de lo más inesperadas. Cuando ví el cartelito de la foto, pensé que se trataba de la típica iglesia colonial de estilo neotudor o neogótica que los ingleses gustaban tanto de levantar en los territorios donde querían sentar sus reales. Pero no, se trata de un caso extrañísimo de asimilación cultural y artística que no es muy propia del pueblo británico. En lugar de enfrentarme a una masa pétrea y fría, acabada en una torre mocha o en punta, me deleité con una construcción de delicioso sabor árabe, blanca como la leche y con un precioso artesonado sobre la entrada. Aunque estaba cerrada, pude imaginar, y luego lo constaté en fotos , el choque visual entre la iconografía cristiana y la arquitectura musulmana. Pero lo que más me impresionó no fue la iglesia, sino el cementerio que literalmente la rodea. Bajo sus lápidas de formas y estilos variados, que van desde 1880 hasta hace un par de décadas, están enterrados todos aquellos británicos que vivieron en Tanger y tuvieron un papel importante en su vida social. Desde periodistas del Times, pasando por espías que a cientos habitaron el Tanger de entreguerras, militares destacados con sus familias aquí ,hasta la de Emily Keene, muerta en 1944 y que introdujo la vacuna contra el cólera en Marruecos, gracias a que estaba casada con un personaje de gran importancia en el gobierno del país. No se trata de un cementerio tétrico, muy al contrario, respira tranquilidad absoluta, como queriendo ser un oasis momentáneo para la eternidad en el centro de la actividad tangerina
Playas en Tánger
Bosque de los Diplomáticos
La playa a la que más hemos acudido durante nuestra estancia en Tánger. Cerca de nuestro hotel, se encuentra tomando un desvío al dejar el cruce con el inicio de la autopista de Rabat y a un par de kilómetros desde su comienzo. Su extensión es enorme, su tranquilidad es absoluta una vez que la abandonan los cientos de niños y niñas que pasan sus vacaciones en un campamento cercano. Una práctica que nos sigue llamando la atención es la forma de bañarse de las mujeres marroquíes. En esta playa, como en otras de Marruecos, te puedes dar una lenta y tranquila vuelta a lomos de un dromedario guiado por un simpático muchachito. Estas fotos corresponden a nuestra estancia en el verano de 2010. Es curiosa la afición de los marroquíes al fútbol español. Concretamente al Real Madrid y al Barcelona. Lo evidencian hasta en las sombrillas de la playa. Después de la foto de la sombrilla con el escudo del Real Madrid, incluimos fotos de nuestra estancia en el verano de 2012.
Iglesias en Tánger
St. Andrew.
Una bonita iglesia anglicana dedicada al culto. Nos atendió un religioso joven y muy simpático que nos proporcionó una pequeña guía para conocer el edificio y nos estuvo explicando algunos aspectos interesantes de su historia.
Yacimientos Arqueológicos en Tánger
Tumbas fenicias Tanger
(1)
Una calle empedrada nos separa de la Avenida Mohamed, en el barrio de Marshan, en lo más alto y selecto de Tanger, para llevarnos, rodeados de columnas romanas colocadas al alibí, hasta un lugar único. Único por dos motivos, primero y más importante, por albergar una necrópolis compuesta por 98 tumbas, de las que más de 50 están talladas en artesón en la roca. Aquí se han hallado utensilios de tradición púnica y neopúnica, y también objetos romanos de diferentes épocas. La última fase de la ocupación de las necrópolis se remonta a finales del siglo IV d.C. Y segundo porque constituye un lugar de encuentro y de convivencia social, ampliamente frecuentado tanto por los habitantes de la ciudad, como por los que como yo, somos foráneos pero queremos disfrutar de una vista maravillosa de la costa marroquí vecina de la española.
Calles en Tánger
Calles de Tanger
(1)
Ya es casualidad que el día que visité Tanger, por segunda vez en mi vida, y ya que iba en plan guía para mis amigos, se celebrara la Fiesta del Cordero. ¿Ventajas? Las tiendas estaban cerradas y teníamos más tiempo para hacer visitas hasta que abrieran pasado el mediodía. ¿Desventajas? Las tiendas estaban cerradas y eso para una mujer, mejor dicho para cuatro, es un pecado. Así que aproveché su desconcierto ante la perspectiva de irse de Marruecos sin poder lanzarse como posesas a comprar cachivaches miles, para llevarlas a conocer un poco la ciudad. Y una ciudad es sus calles, más que sus monumentos o sus tiendas. La miles que componen Tanger se resumen, sin duda, en las de su Medina y su Zoco, las que tienen el sabor de lo añejo y esconden los secretos de los espías que las recorrieron, o las vivencias que Paul Bowles imprimió en sus libros cálidos pero intrigantes. Calles con cafés donde durante décadas se contempló el ir y venir de personajes históricos y anónimos, zocos en los que comprar frutas secas y secretos de estado, puestos de olvidados artesanos donde adquirir unos zapatos únicos en el mundo hechos delante de tus ojos con todo el amor que sólo alguien que sabe que su profesión desaparece puede poner. También las calles son olores y sabores, son paseos por el parque Mendoubia con su árbol banyan que presume de tener ochocientos años, o los cañones que defendían o atacaban según se terciase, las mercancías que llevaban sus barcos. Para quien sepa árabe, buena ocasión para practicarlo será la lectura del discurso del Rey, grabado en mármol y localizado en el centro del parque. Y bueno, creo que estas chicas se merecen un ratito de compras, por no romper la tradición....
Monumentos Históricos en Tánger
Zonas de Compras en Tánger
Palacios en Tánger